Title Sponsors

domingo, 3 de mayo de 2015

LORENZO: EL REGRESO DEL PILOTO PERFECTO

Round 4 / gp de España / circuito de Jerez
CARRERA

Jorge Lorenzo con la Yamaha YZR M1 venció de principio a fin en el GP de España de MotoGP™, superando por más de cinco segundos a Marc Márquez y por más de once a Valentino Rossi, segundo y tercero respectivamente. El mallorquín fue superior a lo largo de las prácticas, consiguiendo la pole con record, mejorando el record de vuelta rápida en carrera y bajando la duración total de la competencia. Valentino Rossi sigue liderando el torneo de la categoría reina.

Jorge Lorenzo: el regreso del piloto perfecto. Esa es la característica del mallorquín. La perfección. Ganar una carrera de MotoGP™ desde la pole hasta la bandera a cuadros. Sobresalir en todos los entrenamientos. Hacer la pole con record. Marcar el record de vuelta rápida en carrera. Tener un ritmo de carrera constante y competitivo. Lucirse en solitario. Esa es su manera de dar espectáculo. El combate puede ser lo suyo pero no es su preferencia vital. A Jorge Lorenzo le gusta ganar como si fuera un piloto perfecto. En su accionar ganador, el piloto de la Yamaha #99, algunas veces, parece funcionar como un robot.

























“Intenté ganar pero hoy el día fue de Jorge”, resumió Marc Márquez, contento –sinceramente- por la recuperación de Lorenzo. Toda una definición del rival y escolta.

¿Por qué ganó Lorenzo el GP de España?

Porque el jueves, Lin Jarvis, dirigente de Yamaha Motor Racing confirmó la continuidad de Lorenzo con la escuadra para el 2016. “Con Yamaha hemos hecho grandes cosas juntos en el pasado. A pesar de haber tenido momentos difíciles Yamaha sigue teniendo fe en mí”, afirmó el mallorquín después de este gran voto de confianza y espaldarazo a su autoestima. “Logré recuperar el feeling y la habilidad de ir rápido”.

Porque fue el más veloz en tres de las cuatro sesiones libres en Jerez. “Estoy en un cambio de mentalidad. Trató de no pensar mucho, me guio por mi instinto”.

Porque estableció la pole con record: 1’37.910, logrando bajar el 1’38 y superando por 0.210 el record del 2014 en manos de Márquez (1’38.120). Lorenzo alcanzó su pole 31 en la categoría reina, la N°57 de su historial. “En los últimos tiempos, muchos decían que yo estaba en crisis y terminado. Y, unos días más tarde, marqué esta vuelta increíble”, expresó el mallorquín, “en competición no se pueden decir estas cosas, como tampoco lo contrario: ‘Soy el mejor, porque al día siguiente eres el último’. Estoy trabajando para sacar provecho de las oportunidades”.

Porque en el segundo giro del GP de España marcó con record la vuelta rápida en carrera: 1’38.735, superando su propia plusmarca del 2013 de 1’39.565.

En aquellas oportunidades en que Lorenzo ha vencido, como ahora en Jerez, lo más significativo ha sido su ritmo de carrera –parejo y competitivo-, tal como se pudo apreciar, tanto en el 1’39 bajo y medio entre la primera vuelta y la quince, como en el 1’39 alto y 1’40 bajo de los giros finales. “Fui capaz de frenar más tarde, entrando muy bien en las curvas, manteniendo velocidad y aceleración”, enumeró Lorenzo sobre los aciertos en carrera y para quien esta victoria fue muy especial, “hoy es el día de la madre(en España) y mañana cumplo 28 años”.

Porque rebajó la duración total en carrera de Jerez. Jorge Lorenzo, con la Yamaha, hizo la más rápida carrera del GP de España de los últimos diez años, logrando quebrar los 45 minutos para hacer su carrera en 44 minutos 57 segundos 246. Aquí habría que agregar la amplia diferencia que obtuvo sobre sus perseguidores, de 5.576 segundos con Marc Márquez segundo y de 11.586 segundos con Valentino tercero. Este acompañamiento top del catalán y el italiano jerarquiza este triunfo de Lorenzo. En Jerez, históricamente, las diferencias en el podio no han sido grandes, aunque en el 2011, Lorenzo venció por una diferencia mucho mayor: más de 19 segundos a Pedrosa, más de 29 a Hayden.

Porque su actitud en carrera fue la de volver a la victoria, tal como fueron aquellas memorables actuaciones de sus dos triunfos anteriores en el GP de España del 2010 y 2011. “Estoy de vuelta”, les dijo a los periodistas en la conferencia de prensa posterior a la competencia andaluza.

Jorge Lorenzo volvió a vencer. No lo hacía desde Japón 2014. Fue triunfo y primer podio de esta temporada. Victoria N°34 en MotoGP™, la 55 de su historial. Y el marco fue excepcional, más de 122 mil espectadores, testigos del regreso a la victoria de un gran piloto.

El triunfo de Lorenzo agudizó la pelea Yamaha-Honda. Después de cuatro competencias, Yamaha supera 3-1 a Honda, con los resultados de Valentino en Qatar y Argentina, más el de Lorenzo en España. Mientras que Márquez le dio el único triunfo a Honda en Austin. Estos resultados están también reflejados en el torneo de Equipos, donde Yamaha aventaja a Honda 144-117, así como en el de Constructores donde la marca de los diapasones es más que el ala dorada: 91-72.

La carrera de los otros. Una de las primeras palabras de Lorenzo, después de las 27 vueltas, fueron: “El clima nos ayudó”. Por fortuna, no fue lo que se esperaba. La pista estuvo más normal que el sábado, con 26-28 grados en el ambiente y 30-40 en la pista. Los pilotos de Honda y Yamaha usaron los mismos compuestos de Bridgestone. “Por suerte, estuvo menos caluroso y los pilotos pudieron sacar lo mejor de sus neumáticos y Lorenzo no sólo logró un nuevo record de vuelta en carrera también bajó en veinte segundos la duración total en carrera”, comentó Shinji Aoki, responsable de desarrollo de la marca japonesa.

Detrás de Lorenzo puntero, siempre marchó Márquez, quien a partir de la sexta vuelta ya no pudo mantenerse cerca y vio abrirse una brecha, lenta pero continua, hasta el final. Valentino dijo “Perdí algún tiempo precioso en superar a Pol”. Es que Pol Espargaró (Yamaha Tech3) hizo una buena largada, pero más tarde fue superado por Rossi, peleó con Crutchlow (Honda LCR) que venía de superar a su hermano Aleix (Suzuki). Así quedaron las cinco primeras ubicaciones desde el séptimo giro hasta el final: Lorenzo, Márquez, Valentino, Crutchlow y Pol.

“Pensé que podía alcanzar a Marc”, contó Rossi al finalizar la carrera, en referencia a, cuando en el giro 20, a siete del final, pudo llegar a achicar la diferencia a 1.1 segundos, “que se podría repetir la situación de Argentina, pero no fue así. Tuvimos un fin de semana difícil en lograr la puesta a punto de la Yamaha. Siempre mejoramos pero no fue suficiente, en especial en la entrada a las curvas”.

Márquez con un poco de resto, pudo alejarse y finalizar segundo. “En este circuito siempre hemos sufrido un poco por el estilo de conducción y además por la lesión, pero hoy hemos conseguido nuestro objetivo”, expresó Marc, “en las primeras vueltas de la carrera he seguido a Jorge, pero ya en la quinta he visto que, aunque el dedo no ha sido un problema, inconscientemente trabajaba más con el brazo derecho y se me empezaba a agarrotar. Entonces he decidido intentar acabar bien la carrera”.

El frente de carrera –del primero al octavo- se estabilizó de la vuelta dieciséis en adelante con Lorenzo, Márquez, Valentino, Crutchlow, Pol, Iannone, Aleix y Smith. En ese orden terminaron.

Los pilotos oficiales Ducati no tuvieron suerte en la largada ni en las primeras vueltas. Andrea Iannone, clasificado tercero quedó undécimo al pasar el primer giro. “En la largada, apreté en el ‘mapping’ para carrera, el botón para pista mojada en vez del control de largada y así corrí toda la carrera”, explicó Iannone, quien también comentó “que es muy complicado –en carrera- volver el sistema para atrás”.

Andrea Dovizioso tuvo un despiste que lo llevó hasta la última posición: 25. “Cometí un error en la última curva –al finalizar la segunda vuelta- y la moto estuvo a punto de apagarse, perdí el equilibrio y casi me caigo. Por suerte la GP15 siguió bien y pude recuperar”. Ambos pudieron remontar gracias al potencial de la GP15 y al excelente manejo de sus pilotos. Iannone finalizó sexto y Dovizioso noveno. Sin embargo, Gigi Dall’Igna no estaba conforme: “Después de tres competencias en las que hemos logrado podios, no estoy satisfecho en cómo han ido las cosas en Jerez. Nos queda focalizarnos en Le Mans”.

Valentino sigue manteniendo –para sorpresa de muchos- el liderazgo del torneo de la máxima con 82 puntos. “Dos victorias y cuatro podios”, se entusiasma The Doctor. Dovizioso, aún con el retraso en carrera, está segundo con 67 unidades, seguido de cerca por Lorenzo (tercero) con 62. Cuarto es Márquez con 56 puntos.


Por Mario Diez

Acompañan a Pedro Varela





Deja tus comentarios en el Facebook de MotosArgentinasTV

MotosArgentinasTV