Title Sponsors

lunes, 11 de abril de 2016

¡CUARTA VICTORIA DE MÁRQUEZ EN AUSTIN!

MotoGP™
GP DE LAS AMERICAS
Carrera

Hay carreras de MotoGP™ que se tornan inexplicables desde el punto de vista del espectador o que necesitan de una explicación. La del GP de las Américas 2016 es una de ellas.

No es fácil entender las caídas de Valentino Rossi, Dani Pedrosa y Andrea Dovizioso entre los pilotos top. Valentino primero quemó el embrague en la largada y después perdió la moto en la segunda curva de la tercera vuelta: caída y fin para The Doctor. Una gran desilusión. Hay que remontarse a Aragón del 2014 para encontrar a Rossi fuera de competencia.


La de Dovizioso, embestido -¡una vez más!-, pero esta vez por Dani Pedrosa en plena curva 1, en el comienzo del séptimo giro.
No hay consuelo para el ‘Dovi’ –ya se lo habían llevado puesto en el final de Argentina-, por más que Dani haya ido a pedirle perdón de inmediato. “Cometí un pequeño error, la moto se me ha ido de adelante en la frenada, cuando todavía estaba entrando en la curva. He perdido el control y he intentado salvarla, pero he acabado cayendo y tirando a Dovizioso involuntariamente. Es una pena haber terminado la carrera así, sobre todo me sabe mal por él”, reconstruyó Pedrosa.

Es difícil también comprender que, entre el primero y el segundo, haya una diferencia de 6.107 segundos al final de 21 giros, más cuando ellos son Marc Márquez y Jorge Lorenzo. Una brecha casi exagerada cuando se observa que en el 2013 Márquez le ganó a Pedrosa por 1.534. Que en el 2014 el mismo Márquez superó a Pedrosa por 1.124 y que el año pasado fue mejor que Dovizioso por 2.354.

¡Qué fácil parece que le resulta a Márquez el andar en Austin! Parecía que tenía dibujadas las trazas sobre el asfalto, accionar perfecto que lo llevó a ganar por cuarta vez consecutiva en este trazado texano, una repetición de las que no hay muchas en los últimos tiempos, aunque Casey Stoner martilló seis victorias seguidas en Phillip Island entre el 2007-2012.

“No fue una carrera fácil”, explicó Márquez, quien decidió justo antes de la carrera utilizar el neumático blando delantero. “El cambio me ha dado buenas sensaciones con la moto, algo que en parte había perdido en el warm up. Tengo que agradecérselo a todos, incluido mi técnico de neumáticos. Cuando les he preguntado cómo rendiría, me han dicho que estaría bien durante las primeras doce o quince vueltas, y después de eso debería manejar la situación. Terminé al límite con esa goma, pero pude gestionar una diferencia al principio”. Sin embargo, Márquez fue dominador de inicio a fin. Nada ni nadie inquietó su accionar desde la pole hasta la bandera a cuadros.

El premio fue su segunda victoria después de las tres primeras carreras. Y parece tomarse ‘el buque’ en el torneo con 66 puntos, 21 más que su inmediato seguidor, Lorenzo. “Estamos muy motivados. Nos estamos recuperando gracias a un trabajo exhaustivo de Honda y el equipo. Vamos consiguiendo otras cosas, como por ejemplo mejorar la largada”.

Lo más importante es lo que señaló Márquez respecto de la condición de pista: “Estaba mucho más resbaladiza que los días anteriores”. Algo que confirmó también Lorenzo y que Andrea Iannone –tercero al final- amplió: “Entre las curvas 11 y 12 (antes y después de la recta posterior) patinaba mucho la moto, era muy difícil ir al límite”. Hay que saber que sobre la recta posterior, la rotura de un motor de una categoría soporte, ocasionó una demora en el lanzamiento de la competencia de Moto3.

Para Lorenzo, el segundo lugar final es “mi mejor resultado en Austin”. Lorenzo llegó a la carrera impresionado por su caída a muy alta velocidad durante el warm up. “En carrera tuve dificultades para frenar, no sé si era por el tanque lleno o por el neumático trasero”, dudas que se develarán con el estudio de la telemetría. El mallorquín sale de Austin rumbo a las carreras de Europa con 45 puntos y un segundo puesto en el torneo.

Nadie puso tanto empeño en esta carrera como Andrea Iannone. “Necesitaba este podio después de lo sucedido en Qatar y Argentina”, dijo el piloto de la Ducati #29, quien agregó, “me concentré en ir haciendo todos los pasos previos de manera firme, hasta llegar a ser el más rápido en el warm up”. Largó –penalizado- desde la séptima posición y ya en el octavo giro estaba tercero –beneficiado por la caída de Dovizioso y Pedrosa- y de allí en más, con absoluta pulcritud y en solitario, mantuvo esa posición hasta la bandera a cuadros. De la inconciencia de Argentina a la racionalidad de Austin, para marcar el segundo podio del 2016 para Ducati (antes Dovizioso segundo en Qatar). Tan cuidadoso estuvo Iannone que -contó después de la carrera-, temió por los pequeños toques que tuvo al principio con Pedrosa y con Aleix Espargaró.

Maverick Viñales fue cuarto con la Suzuki, superando su mejor actuación en Qatar (sexto) y logrando el mejor puesto en MotoGP desde su debut en el 2015. “Estaba muy confiado en mi neumático trasero, pero comencé a tener problemas de grip. Es un resultado positivo aunque después de todo lo que trabajamos en el fin de semana me hubiera gustado estar en el podio”. Tanto Maverick como Aleix Espargaró –quinto en el GP de Austin- se quedarán un día más en Austin para un Test privado.

En el torneo, detrás de Márquez y Lorenzo está tercero Valentino con 33 puntos. Cuarto Pol Espargaró con 28. Pedrosa quinto con 27 y Héctor Barberá sexto con 25.
MARIO DIEZ / Distribución en Argentina Prensa Dorna Sports SL

Acompañan a Pedro Varela





Deja tus comentarios en el Facebook de MotosArgentinasTV

MotosArgentinasTV