Title Sponsors

lunes, 23 de julio de 2012

Honda Rally Argentina Team: Trabajo en equipo







El Honda Racing Argentina Rally Team completó con éxito la primera etapa del Dakar Series Desafío El Litoral que unió la ciudad de Iguazú con Posadas, capital de la provincia de Misiones. Después de 332  km cronometrados, Pablo Rodríguez y Javier Pizzolito finalizaron octavo y noveno, a 39.08 y 41.08 minutos respectivamente, del ganador, el chileno Francisco “Chaleco” López.


Trabajo en equipo. Eso fue lo que se propusieron llevar adelante Javier Pizzolito y Pablo Rodríguez, representantes del equipo oficial del Ala Dorada, sobre sendas Honda CRF450X y desde el kilómetro 30, los pilotos desandaron en tándem el resto del recorrido. Un problema con el GPS, llevó a Pizzolito, tricampeón argentino de la especialidad, a esperar a su compañero y continuar el camino junto a él para evitar posibles penalizaciones. 

Si bien los pilotos del Honda Racing Rally Team se encontraron con un piso firme, este no fue tan rápido como imaginaron a priori. De todos modos, la principal adversidad en la segunda parte del trazado por sectores selváticos, fue el lodazal que implicó mucha técnica de manejo y un ritmo conservador para evitar alguna caída. 

“Lo peor fue el barro. En algunos lugares parecía hielo por como se patinaba. Había que transitar con cuidado para no irte al suelo. Pero más allá de eso la etapa fue divertida. La moto anduvo perfecta, adaptándose muy bien a cada terreno que fuimos encontrando“, destacó en el campamento de Posadas, “Cacha“, tras consumar el octavo tiempo de la clasificación general. 

Por su parte Pizzolito no dudo en confesar, tras alcanzar el noveno puesto, que disfrutó el  regreso a las pistas pero que también lo hizo “con mucho cuidado, sin arriesgar”.  “No quería caerme. Me tengo que dar un tiempo para tomarle la mano otra vez a la moto. Debo adaptarme nuevamente correr kilómetros en este tipo de terreno, mucho barro y falto de grip, y tomar confianza”, agregó.     

Estratégicamente ambos pilotos resolvieron aplicar un ritmo conservador sabiendo que este era el comienzo y que aún quedan 5 etapas y todo puede cambiar. 

“Esto es largo y pensamos apretar un poco más en los próximos días. El terreno de hoy era muy complicado. Nunca habíamos pasado por la tierra colorada”, remarcó Javier mientras que Pablo sostuvo: “Cada vez que corro lo hago pensando en el campeonato,  en pelear por la punta, estar cerca y ganar. Pero también, para esta prueba, soy consciente de mi ritmo no es el  de “Chaleco” o Despres.  De igual modo  voy a intentar que la diferencia con ellos, a partir de mañana, sea menor.  Quiero mejorar y aprender en cada carrera”. 

La Segunda etapa será un rulo con comienzo y final en la ciudad de Posadas. Serán 392 kilómetros contra reloj y 306 km de enlace. A las dificultades propias del terreno a desandar, un factor adicional que puede jugar un papel importante es la lluvia que según los pronósticos podría hacerse presente a lo largo del día.    


Acompañan a Pedro Varela


MotosArgentinasTV